Las importaciones de crudo repuntaron en mayo el 28,2 % con respecto al mismo mes del año pasado, en el que aún pesaban las restricciones sobre movilidad debido a la pandemia de la covid, y se situaron en 4.783 kilotoneladas (kt).

Por contra, en el acumulado desde enero han bajado el 7,1 % y en el último año móvil el 14,2 %, según los datos de la Corporación de Reservas Estratégica de Productos Petrolíferos (Cores).

A lo largo del mes de mayo España importó crudo desde 15 países, con Libia a la cabeza, con el 17,6 % del total y un crecimiento interanual del 392,4 %. Las entradas desde el país norteafricano (842 kt) alcanzaron su nivel más alto desde diciembre de 2019.

Por detrás se situaron Nigeria (776 kt), México (598 kt y Kazajistán (490 kt).

Las importaciones de crudo de los países miembros de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) aumentaron el 44,8 % respecto a mayo de 2020 y representaron el 51,4 % del total, mientras que las del resto aumentaron el 11,4 %.

Leer artículo original…

Boletín de noticias

Boletín de noticias

Si desea recibir en su correo electrónico las últimas noticias de Capital Nostrum, suscríbase mediante este formulario.

Muchas gracias, hemos recibido su correo electrónico.