La firma automovilística Seat matriculó 37.100 vehículos en todo el mundo durante el mes de enero, incluyendo las marcas Seat y Cupra, lo que supone una caída del 24,8% en comparación con las 49.400 unidades que entregó en el mismo mes de 2020.

Tal como han indicado desde la compañía, estas cifras se enmarcan en un contexto en el que las matriculaciones de los tres principales mercados de Seat cayeron en gran medida en enero. En concreto, el mercado de vehículos español bajó un 51%, mientras que el alemán cayó un 31% y el de Reino Unido, un 40%.

Los confinamientos y las restricciones a la movilidad, así como la falta de suministro de componentes son algunas de las causas que explican estas cifras.

A pesar de ello, la firma incrementó su cuota de mercado en Europa, gracias al «destacable» desarrollo de la marca Cupra, que alcanzó su volumen más alto de la historia, con casi 4.000 coches, un 88% más, gracias a la llegada del nuevo Formentor.

Además, desde Seat han asegurado que las órdenes de producción se mantienen en niveles superiores al arranque del año pasado, antes del inicio de la pandemia. La compañía confía en una «clara recuperación» de las ventas en a segunda parte del año, una vez se supere la etapa «más difícil» de la crisis sanitaria y acaben las restricciones de movilidad.

Leer artículo original…

Boletín de noticias

Boletín de noticias

Si desea recibir en su correo electrónico las últimas noticias de Capital Nostrum, suscríbase mediante este formulario.

Muchas gracias, hemos recibido su correo electrónico.