El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha defendido que su plan para bajar el recibo de la luz es «riguroso», «serio» y «solvente», a diferencia de la política energética del PP cuando gobernaba y creó el llamado «canon hidráulico«, por el que el Estado tendrá que devolver más de 1.000 millones de euros a las eléctricas.

«Hagamos las cosas con rigor, no con atajos, no hagamos las cosas con el método Soria, que era el que ustedes utilizaban cuando estaban en el Gobierno», le ha dicho al portavoz del PP en el Senado, Javier Maroto, en alusión al «canon hidráulico» que implantó el entonces ministro de Industria, José Manuel Soria, y que el Tribunal Supremo ha anulado, lo que supone para el Estado tener que devolver unos 1.400 millones de euros a las compañías eléctricas.

 

Hachazo de 2.600 millones contra la nuclear e hidroeléctrica por los beneficios sobrevenidos del precio desorbitado del gas

 

Sánchez, que ha pedido «un poco de humildad» a los ‘populares’ en el debate sobre el precio de la electricidad, les ha reprochado también su «batalla contra las renovables», en la que hay demandas ante las cortes de arbitraje internacionales por más de 9.000 millones de euros.

Estas ya han costado a las arcas públicas 900 millones por el laudo que condenaba al Estado español ante los inversores internacionales por el carácter retroactivo de la «contrarreforma» del PP en el sector energético, ha explicado Sánchez.

El presidente, que ha renovado su compromiso con que los consumidores paguen al final de 2021 una cuantía similar en la factura de la luz a la de 2018, cuando él empezó a gobernar, ha recordado también a Maroto que fue el PP el que creó el impuesto del 7 % para la venta de producción energética que ahora pide que se suprima.

«Cuando ustedes están en la oposición proponen muchas cosas, pero cuando están en el Gobierno se olvidan de ellas», ha espetado Sánchez al portavoz ‘popular’.

Maroto le ha replicado que cuando el PP gobernaba nunca hubo un precio del mercado mayorista como el de ahora y ha puesto en duda que vaya a cumplir su compromiso: «¿es como cuando dijo que hemos vencido al virus hace un año o como cuando dijo que nunca gobernaría con Podemos hace dos?», le ha planteado.

Se ha mostrado convencido también de que el presidente está ocultando que su plan es una «estafa» porque propone rebajar la luz pero «oculta que va a cargar una buena parte de esa diferencia a las empresas del gasóleo y la gasolina».

Otro «engaño» -ha dicho- es que sacar algunos costes no energéticos del recibo de luz lo harán en cinco años.

Maroto se ha preguntado además qué garantías puede haber de que el recorte de beneficios a las eléctricas no acabe repercutiendo en un mayor precio en la factura dentro de unos meses y de que no lo van a recurrir y ganar en los juzgados y ha avanzado que el PP «va a dar la batalla para que se fije el IVA de la luz en el 10 % más allá de diciembre».

Leer artículo original…

Boletín de noticias

Boletín de noticias

Si desea recibir en su correo electrónico las últimas noticias de Capital Nostrum, suscríbase mediante este formulario.

Muchas gracias, hemos recibido su correo electrónico.